Amplían imputación a policías por el crimen de Joaquín Paredes: la bala ingresó por la espalda

Amplían imputación a policías por el crimen de Joaquín Paredes: la bala ingresó por la espalda

La fiscal de Instrucción Fabiana Pochettino amplió la imputación a los cinco efectivos de la Policía de Córdoba que fueron detenidos por el asesinato de un adolescente de 15 años en la madrugada de este domingo en la comuna de Paso Viejo, departamento de Cruz del Eje. Según se informó oficialmente, los policías fueron imputados por los delitos de “homicidio agravado” y “lesiones graves”, teniendo en cuenta que hay otro joven herido de bala en un brazo.

   Por otro lado, la fiscal Pochettino confirmó que Joaquín Paredes falleció producto de una herida de bala de plomo “que tuvo ingreso por la espalda y se aloja en el esternón” y señaló que ya están en marcha las pericias para determinar si el proyectil provino de las armas secuestradas a los efectivos.

   “En principio, por averiguaciones que hemos realizado al constituirnos en el lugar del hecho, estos jóvenes habrían estado reunidos en la madrugada y el personal policial se habría acercado para disuadir dicha reunión. Por circunstancias que aún se están tratando de averiguar por el testimonio de las personas que estaban allí la Policía abre fuego y se produce la muerte del joven, por una herida de bala que tiene ingreso por la espalda y se aloja el esternón”, informó Pochettino a través de un mensaje grabado y difundido a la prensa.

   La fiscal agregó que hay otro adolescente herido en el húmero, con un orificio de entrada y salida de bala. Se encuentra estable y fue dado de alta. El tercer joven fue herido en un pie.

   “Lo que tenemos que establecer ahora es si el arma que se disparó corresponde al personal policial y si la bala que se secuestró del cuerpo del joven se corresponde a las armas que fueron secuestradas a los policías detenidos”, agregó Pochettino y precisó que a los efectivos también se les retuvo sus teléfonos celulares y su vestimenta para recabar pruebas en el marco de la investigación.

   Finalmente, la fiscal señaló que, tras el asesinato del joven (Ver Nota), sus compañeros “habrían tomado una actitud de enojo y se llegaron a la comisaria, donde hubo desmanes y destrozos, se rompieron vidrios en el Juzgado de Paz y se prendió fuego un móvil policial”, lo cual también es materia de investigación.

   “Fue un hecho de características muy violentas. Estamos en plena investigación, con muchos testimonios para probar y muchas medidas probatorias para hacer”, completó.

   La fiscal Pochettino tomó las determinaciones desde la misma localidad donde se constituyó con el equipo de la Fiscalía de Instrucción a su cargo y se trabaja directamente con la Unidad Judicial de Cruz del Eje en la investigación. El Ministerio Público continuará con la recepción de declaraciones, la recolección de más elementos probatorios y aguarda los resultados de Policía Científica sobre los peritajes dispuestos.

   “La Fiscalía investiga las circunstancias en las que se desarrollaron los hechos y para ello se ordenaron múltiples actuaciones. También hubo violentos enfrentamientos con vecinos, daños a móviles policiales, a la sede de la comisaría y al juzgado de Paz. Todo es materia de investigación”, indicó el Ministerio Público en un comunicado.