Aseguran que hay una “firme decisión” de la Nación para que el tren vuelva a La Falda

 Aseguran que hay una “firme decisión” de la Nación para que el tren vuelva a La Falda

   “Hay una firme decisión del gobierno nacional de extender el tramo de nuestro querido Tren de las Sierras desde la localidad de Cosquín hasta La Falda”, aseguró este viernes el legislador departamental por Punilla, Miguel Maldonado.
   El anuncio se produce luego de que el dirigente peronista mantuviera conversaciones con funcionarios del Ministerio de Transporte de la Nación respecto a la posibilidad concreta de que el tren extienda su recorrido y alcance, al menos en un primer proyecto, a las localidades de Valle Hermoso y La Falda.
   “Esta es sin duda una gran noticia para todos los habitantes de nuestro querido Valle y para todos quienes nos visitan, ya que esta obra permitirá no solo traer progreso a la zona, sino que será un nuevo atractivo turístico que seguramente contribuirá a potenciar el desarrollo de nuestras localidades”, señaló Maldonado a través de las redes sociales. En diálogo con este medio, el legislador precisó que "aún no hay información sobre los plazos", pero que en el curso de la semana próxima tendrá "mayores novedades al respecto", a partir de una serie de reuniones que tiene pautadas con representantes del Ministerio.
   Hace algunas semanas hubo, de hecho, un relevamiento sobre el estado de toda la traza, pudo saber La Estafeta Online: se confirmó que el tramo entre Cosquín y Valle Hermoso es el más sencillo para habilitar, mientras que hacia la ciudad de La Falda hay construcciones y obstáculos que remover en caso de que avance la iniciativa.
   Fuentes del Ministerio de Transporte de la Nación consultadas por La Estafeta Online señalaron que “por el momento no hay nada oficial” respecto al tema y remarcaron que cualquier anuncio de este tipo “se realizará por los canales oficiales” de la cartera.


   El regreso de las formaciones a toda la región Punilla es un reclamo que desde hace tiempo impulsa la Asociación Ferroviaria al Servicio del País (AFeSePa) en el marco de la campaña “Por la Vuelta del Tren”, a través de la cual se recolectaron miles de firmas. El primer paso sería conectar el Tren de las Sierras entre Cosquín y Valle Hermoso, lo que incluye a dos estaciones intermedias (Casa Grande y Molinari). Sin embargo, el plan es lograr la extensión original hasta Cruz del Eje, lo que significaría la vuelta del itinerario que abarca importantes ciudades turísticas como La Falda, La Cumbre, Huerta Grande, San Esteban y Capilla del Monte, atravesando paisajes imperdibles.   
   El tren de la Sierras, que une Córdoba con Cosquín, atraviesa 52 kilómetros de pintoresco paisaje de las sierras chicas a través de un antiguo ramal inaugurado en 1892 y que, en su momento, sirvió fundamentalmente como medio de transporte de cargas entre la ciudad de Córdoba y Cruz del Eje.
   Funcionó bajo la órbita de la Nación hasta fines de 1977, cuando se abandonó el servicio que se prestaba entre Córdoba y Cruz del Eje y cubría un total de 147 kilómetros. En 1993, durante la Presidencia de Carlos Menen y la liquidación de la estatal Ferrocarriles Argentinos, el ramal fue transferido a la Provincia de Córdoba, gobernada entonces por el radical Eduardo Angeloz, que lo concesionó a privados para crear un servicio turístico: se prestó de manera regular entre Córdoba y Capilla del Monte hasta marzo de 2000 y se interrumpió definitivamente en mayo de 2001. A lo largo de esos años hubo serios inconvenientes, denuncias y accidentes. A mediados de 2007 el servicio volvió a prestarse, aunque sólo hasta La Calera, y un año después llegó a Cosquín.
   La campaña para la vuelta del tren a Punilla corre, además, en paralelo al proyecto de la autovía, resistido por muchos vecinos de la región por su impacto ambiental.